Testimonio 2

Estudié Comercialización y Ventas en el CMT, una educación excelente que me permitió, al egresar, obtener una beca para terminar el bachillerato en el Colegio Menor de la Universidad San Francisco de Quito y para estudiar Hotelería en la misma Universidad. Actualmente trabajo en el Restaurant Chez Jerome.
El CMT es ‹una familia de familias›, todos se ayudan. Tengo muy buenos recuerdos del entorno en el que pasé mi infancia, de la calidez de los profesores.

Son muy importantes los valores que me enseñaron como, por ejemplo, el ahorro: desde pequeños aprendimos a ahorrar. Recuerdo que muchas familias del CMT construyeron sus casas gracias a ese ahorro familiar.

El CMT fue muy bueno para mi vida, para lo que he logrado hasta ahora, pues la educación y valores recibidos fueron fundamentales para formarme y llegar a donde estoy.

Laura Guamán,
egresada del CMT